Los niños no piensan en limitaciones

El otro día mi hija Sara de 12 años me dijo que quería ser presidenta de un banco. Me encanta este tipo de pensamiento: fuera limitaciones, todo es posible, no hay peros, ni quejas, solo pensar en posibilidades.

Por supuesto quise indagar y averiguar qué la motivaba a desear llegar a lo más alto en el mundo de la banca y su respuesta me dejo perplejo:

Continuar leyendo “Los niños no piensan en limitaciones”