Curso Técnicas Negociación Grupo K.

Juan Haro

BA00948

El pasado Viernes estuve impartiendo un curso de Técnicas de Negociación al Grupo Konecta en Madrid. El curso fue organizado y coordinado por Clara Garrido responsable de formación del grupo Konecta y su directora general Natalia Guardiola. Agradezco la oportunidad que me han dado de impartir este curso con técnicas nuevas para lograr competir en un mundo cada vez más globalizado. Una vez más me ha impactado la profesionalidad de Clara Garrido, y su meticulosidad al preparar todo con tanto gusto y eficacia. Gracias Clara y enhorabuena. Diferentes directivos de Empresas de Trabajo Temporal de toda España estuvieron presentes en el curso, fue muy dinámico e instructivo para todos. Nos divertimos con las aportaciones de los asistentes, y con la pólemica que suscita este curso de Negociación. En definitiva, se trata de pasar al otro lado. No es un curso corriente de ventas, nada de esto. Llama la atención porque requiere realizar hábitos o prácticas que solamente una élite conoce. Son técnicas poderosas y muchas veces provoca polemica, pues es todo lo contrario a lo que nos han enseñado.

Gracias a: Vicente, Manel, Lola, Nuria, Roberto, Carolina, Ana, Justo, Alvaro, Eduardo, Victor y Miriam por vuestra participación, sentido del humor y profesionalidad. Espero que podais poner en práctica todo lo aprendido. ¡Suerte!.

Invertir tiene muy mala prensa por desconocimiento: no es una cuestión de tomar decisiones a cara o cruz, eso es apostar. Invertir es conseguir la formación e información necesaria que permita tomar decisiones casi obvias, casi sin riesgo ni incertidumbre.
Invertir no es un riesgo; pero sí lo es la falta de educación financiera. Antes de invertir dinero es preciso invertir mucho, muchísimo en averiguar en qué invertir. Invertir es un trabajo en sí mismo, no es tomar una decisión. Cuando se está bien informado, y formado, las decisiones se toman cantando bajo la ducha.Existen sobre todo malos inversionistas. Muchas personas pierden dinero en la bolsa porque no saben qué están comprando ni cómo. Lo mismo con el mercado inmobiliario, no saben qué estan comprando, ni cómo. Los negocios recordemos se realizan al comprar, no al vender. Si sabes hacerlo ya tienes más de media batalla ganada.

Ingvar Kamprad, Mister IKEA, es el quinto hombre más rico del planeta según la revista Forbes, empezó su negocio multimillonario de muebles de buen diseño a bajo precio vendiendo ¡cerillas!. Su secreto era comprar grandes cantidades a buen precio, revendiendo a un precio muy bajo pero suficiente como para dejar un margen. Su otro secreto: separar parte del beneficio para comprar más producto de una línea diferente y ampliar así su actividad.

El buen inversionista invierte más tiempo que dinero. El mal inversionista sólo invierte dinero y poco tiempo en averiguar qué esta comprando. Siempre me ha llamado la atención lo rápido que las personas colocan el dinero -que tanto tiempo les costó ganar- en lo que desconocen. O bien, dan su dinero a otros, como a bancos o inversores privados para que lo gestionen ellos, todo un error, según mi humilde punto de vista. Por favor invierte más tiempo en aprender a invertir, e invierte menos dinero.

Quizá lo entiendas mejor con un ejemplo: En los años setenta Bill Gates compró los derechos exclusivos del sistema operativo Dos para los ordenadores a su inventor. Después en 1.979 concedió la licencia no exclusiva a IBM para montarlo en su Pc. Después hizo lo mismo con otros fabricantes de ordenadores. Fíjate que no vendió, sino que alquiló o concedió la licencia. Si la hubiese vendido, seguro que hubiese ganado una gran suma de dinero, pero no sería comparable con la cantidad de dinero que ha ganado año tras año por los derechos de explotación. Es un flujo de caja continuo para él. Por algo es el hombre más rico del mundo. Lo importante como siempre es saber qué hacer.

Igual que un empleado de una entidad financiera no podrá darte buenos consejos porque no invierte en ellos, ocurre igual con los productos financieros empaquetados y colocados en un expositor: una cuenta de ahorro, un depósito a plazo fijo, un fondo de inversión, bonos…; no son una estrategia inteligente para obtener una alta rentabilidad. Son instrumentos para el refugio temporal del dinero hasta que se presenta una verdadera oportunidad de inversión.
Millones de personas han colocado sus ahorros para su jubilación siguiendo el consejo de vendedores financieros. Da miedo tan solo de pensarlo.

El coach Paul Mckenna no puede expresarlo mejor: “Si vas a jugar en algo, juega en ti”. Apuesta por tu vida, apuesta en ti. Si quieres invertir en negocios de otros, de acuerdo, pero deberás conocerlos muy bien. En la vida no se trata tanto de en qué inviertes, sino más bien de qué sabes sobre esa inversión. Puedes ganar dinero en bolsa, inmuebles, en materias primas,… y tambien perderlo; lo uno o lo otro sucederá en función del conocimiento o desconocimiento de esos mercados.

Ahorra hasta reunir el dinero requerido para invertir en un activo. Es decir, la cuenta de ahorro es un destino provisional para tu dinero. Los humanos sufren periódicamente una “fiebre del oro” contra la que carecemos de vacuna. Después de tantas burbujas que han pinchado, la codicia humana no escarmienta. ¿En qué invertir? Vayamos a lo que sí funciona: invierte en ti, en tu propio negocio personal o en crearlo. ¿Hay otra cosa más controlable por ti? Tu trabajo es buscarle “trabajo” a tu dinero, y puesto que imagino que te costó trabajo ganarlo, pon tu dinero a trabajar duramente para ti en tus propios negocios. Crea tus activos, colecciónalos.

Te dejo con un nuevo Video Audio. Gracias por tu tiempo.

Video/Audio: “Aprender a operar en Bolsa, me pierdo”

Duración: 05.57 minutos.

Si desea descargar este Video/Audio en formato mp3 haz clic aquí.

1 Comment. Leave new

Hola, Juan

En primer lugar, felicidades por tu blog. Es la primera vez que escribo, pero ya llevo leyendote mucho tiempo.

Me ha gustado mucho la frase "El buen inversionista invierte más tiempo que dinero".

Lo que comentas es lo que me pasó a mi: hace un tiempo empecé a invertir en bolsa sin tener casi ni idea y a día de hoy aún estoy en perdidas en varias de las acciones que compré.

Sin embargo, eso me sirvió de lección. Ahora estoy aprendiendo sobre bolsa e inversiones y hasta que no tenga un conocimiento mas profundo no volveré a invertir. Por ahora estoy leyendo mucho y haciendo simulaciones con cuentas demo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Por favor, escriba las letras que aparecen a continuación

Por favor escriba los caracteres de la imagen captcha en el cuadro de entrada